Como construir un hormiguero casero

Ahora te contamos como construir un hormiguero casero ya que antes te hemos comentado que tienes que tener en cuenta a la hora de elegir un hormiguero (los mejores hormigueros), pero quizás te parezca más interesante y divertido construirlo tú mismo, pues nosotros te contamos los pasos que tienes que seguir.

Recipiente para el hormiguero casero

En primer lugar, es elegir y encontrar el recipiente adecuado para empezar tu construcción, hay varias opciones de materiales como el plástico, pero lo más recomendable por su tamaño y mantenimiento son recipientes de vidrio.

Puedes elegir un tupper, un vaso, un acuario de peces que sí que suele ser más fácil de haber criado, que nuestras amigas alguna vez.

Dos frascos para construir tu propio hormiguero casero

También necesitarás la zona de forrajeo que conectaras al hormiguero, está zona es importante porque en ella las hormigas harán la búsqueda de alimento, eliminarán residuos, se ejercitarán en definitiva les proporcionará bienestar.

Nosotros te recomendamos que elijas primero dos botes de vidrio, uno más pequeño y otro más grande, ya que colocaremos las hormigas entre el espacio que quede entre ambos.

La utilidad del pequeño es para ocupar el espacio de en medio para que puedan construir sus túneles y dejar los huevos cerca del borde más exterior.

Los frascos no deben tener grabados, ni impresiones porque el que esté limpio te dará mejor visión, cuanto más grande sea el bote o el contenedor que elijas más feliz será tu colonia.

Puede que prefieras que sea plano tu hormiguero pues como ya te comentamos antes en este caso lo mejor es comprar un acuario sino tienes ninguno en casa.

Arena para el hormiguero

En segundo lugar, tienes que preparar una mezcla de tierra y arena ya que las hormigas necesitan un substrato para excavar y hacer túneles.

Esta tierra tiene que permanecer húmeda, si puedes conseguir la del sitio donde encuentres la colonia que vas a criar será mejor porque será el hábitat donde se han estado criando libres. 

Saca ayudándote de una pala la tierra que necesites para llenar el hueco existente entre los frascos, y utiliza los dedos o algún tenedor para dejar la tierra fina y debes mezclar dos partes de tierra por una de arena, pero si es arenosa sería un poco menos.

Si no encuentras una tierra o arena adecuada puedes comprarlas en tiendas de jardinería.

Como te hemos indicado debe estar húmeda pero no demasiado porque si te pasas se ahogarán nuestras pequeñas amigas, pero si las dejas muy seca las hormigas se secarán también.

Buscar Hormigas para el hormiguero

En tercer lugar, tenemos que ir en busca de nuestras amigas, y para ellos tenemos que encontrar un hormiguero.

La gran mayoría de las especies se crían en el suelo, por lo tanto, si tienes jardín buscas en las zonas más expuestas de él.

Y sabrás que lo has encontrado si ves una pared en forma de volcán con pequeños granos de arena y con una entrada en la parte superior.

hormiguero hormigas fantasmas
hormiguero de hormigas fantasmas

Tanto si tienes jardín como si te tienes que aventurar en la calle y una forma fácil de encontrar uno es seguir las hormigas.

Como ya sabes hay hormigas que muerden y no serían las más adecuadas para nuestro hormiguero casero.

Lo mejor sería encontrar hormigas del campo, es la mejor especie para nuestro proyecto.

La Colonia para el hormiguero

En cuarto lugar, una vez identificado el hormiguero tenemos que conseguir la colonia para el nuestro.

Así que tenemos que ir provistos con un bote con agujeros en la parte superior y exterior.

Y también debes llevar una cuchara de las grandes para poder sacar con ella las hormigas y posteriormente colocarlas en el frasco.

El número de hormigas que debes reunir para comenzar tu proyecto debe estar entre 20 y 25.

Si quieres que se reproduzcan necesitas una hormiga reina que es la que pondrá los huevos ya que las obreras son estériles.

Para conseguir a la reina debes destruir la colonia natural o intentar atraparla fuera de la colonia cuando realice el vuelo nupcial.

Sin reina las hormigas morirán a las 3 o 4 semanas que es su ciclo de vida normal.

Mientras consigues a la reina, mantén entretenida al resto de la colonia ofreciéndoles algún alimento dulce pero no te pases con la cantidad.

Una vez que tenemos todos los elementos que necesitamos para la construcción del hormiguero, vamos a pasar a explicaros como hacerlo.

Como hacer tu propio hormiguero

Para construir un hormiguero casero lo primero que haremos es poner una tapa en el frasco pequeño y lo pondrás en el más grande.

Si quieres puedes poner un poco de pegamento o cinta en la parte inferior del frasco pequeño, asegúrate que la tapa está bien cerrada para evitar que las hormigas caigan dentro del frasco.

Como ya tenemos la mezcla de tierra y arena preparada debemos llenar el hueco dejado entre los frascos con ella.

Asegúrate que la tierra esta suelta para que las hormigas se puedan mover con facilidad y deja un espacio libre en la parte superior del frasco de aproximadamente 2,5 cm.

La tierra será el hogar de nuestras amigas y el espacio que dejamos es para evitar que las hormigas escalen y se escapen cuando esté abierto.

En este espacio superior podemos plantar césped y nos quedará más decorativo, pero ten cuidado al regarlo no queremos ahogar a las hormigas.

Coloca las hormigas y haz agujeros en la tapa, que los puedes hacer con un cuchillo o punzón.

Es para que tengan oxígeno, pero no los hagas muy grandes que se podrán escapar y nos quedaremos sin hormigas.

Mantenimiento de nuestro hormiguero casero

Una vez construido tenemos que darle mantenimiento, debemos alimentar a la colonia cada día.

Como ya os hemos hablado con anterioridad, les encanta la azúcar por lo tanto les podemos dar un par de gotas de miel diarias o trocitos de fruta o jamón.

No te pases con el alimento que crearán moho. Ni les des alimento cocinados porque atraerá otras plagas.

Aunque las hormigas con el alimento estarán hidratadas, pero si la tierra y arena se seca podemos introducir dentro del bote una bola de algodón un poco humedecida con agua.

Cuando no las estés observando cubre el bote con un trapo o paño oscuro.

Ya que las hormigas construyen los túneles en la oscuridad.

Por ello si nos las cubren no estarán en su ambiente natural y se estresarán y no trabajarán correctamente.

Debes manipular tu hormiguero con delicadeza ya que si lo mueves con brusquedad o lo agitas las hormigas que son frágiles pueden morir.

Debes mantener tu hormiguero en una zona cálida, con una temperatura constante.

Y sin que el sol le dé ya que el vidrio se calentaría y a su vez las hormigas también.

 No olvides no molestar a la hormiga reina que las demás la defenderán y puedes recibir más de un mordisco.

Esperamos que estos consejos para construir hormiguero casero te sean de gran ayuda.

Y si tienes alguna duda no dudes en contactarnos que gustosamente te podemos ayudar.

Resumen
Como construir un hormiguero casero
Articulo
Como construir un hormiguero casero
Descripción
Solo necesitas dos frascos de vidrio, una mezcla de arena y tierra, buscar un hormiguero natural, cuidadosamente coger entre unas 20 o 25 hormigas, ademas de la reina para que no te dure 20 días el hormiguero vivo y por ultimo aliméntalo y dale un pequeño mantenimiento diario.
Autor
Publicado por
LHB
Logo